29 de septiembre de 2013

Bonne etoile de Dior: el homenaje

Hace unos días entré en Bodybel con la oscura intención de aprovechar el veinte por ciento de descuento que ofrecen, durante este mes que termina, en maquillaje de alta perfumería.

Susel y Leyre, que me conocen e incluso el blog, me guiaron hasta Sysley y me mostraron con arrobo el fastuoso colorete de su nueva colección: una sinfonía de tonos melocotón y bronce con pan de oro...
Yo quería darme un homenaje, pero con criterio, y el precio de 59 euros me hizo recordar que, mezclando mi rubor y mis polvos de sol de The Balm, tenía un clon muy certero de la nueva joya de Sysley. ¡No está la Magdalena para tafetanes...!

Imagen tomada con la blackberry de mi madre


Susel captó el mensaje y me condujo hasta algo realmente tentador: el quinteto "Bonne etoile" de la colección Mystic metallics de Dior.
¡Esto sí que lo voy a utilizar! exclamé, presa de un enamoramiento tan rápido como duradero, en el que participaba la cabeza casi tanto como el corazón.
En una paleta adornada con un releve de estrellas propio de filigrana, conviven mis sombras de ojos favoritas: petróleo tornasolado, topo con glitter plata, menta, verde oliva y castaño otoñal con chispa dorada.

Los dos tonos más bonitos de la paleta


Las cuatro sombras periféricas están llenas de un brillo acuático: son manejables y sedosas, parecen etéreas pero en el párpado se fijan y se hacen reales.

Posible clon de la Galapagos de Nars


La sombra central me parece gemela a la famosa sombra Galapagos de Nars.
Ayer estrené el quinteto, aplicando el color menta claro bajo la ceja, el topo plateado en la cuenca y el impresionante tono petróleo en todo el párpado móvil.

Perdonad este horror de foto,
solo quiero enseñar cómo  quedan las sombras


Bonne etoile me acompañará en momentos felices, recitales, reuniones de trabajo... ¡lo voy a utilizar muchísino!

27 de septiembre de 2013

Rosco Pásame el Libro: mis lecturas de verano y septiembre

La idea partió de la Tía Maruja, aunque yo la descubrí en el blog de Tita Hellen: un rosco tipo pasa palabra pero con títulos de libros leídos, una reseña y un ir tachando letra por letra... ¡Me apunto!

El rosco de Adaldrida

Me estoy estrenando con el Paint, es divertido y fácil, pero a veces no termino de atinar. Tengo guardado un look que me hice de ojos en tonos lavanda con una raya muy rock en negro y glitter que os enseñaré en alguna entrada próxima. Lo recorté en formato collage y fue mi primer triunfo con el programa. Lo de meter mi foto en el rosco fue el primerísimo intento y la imagen sale un tanto pixelada...
Bueno, allá voy.

Imagen de Google Imágemes


- Con la E: Emma de Jane Austen. Es como la décima vez que lo leo. Historia de campiña inglesa, lujo moderado, tazas de té y buenas maneras. Una niña mimada que se cree Cupido. Un caballero que hasta cuando riñe es arrebatador. Y una historia Encantadora: de cómo el amor puede hacernos mejorar, conocernos de veras a nosotros mismos y querer arrancar de nuestro interior lo que no nos hace amables.

También he visto la serie de la BBC, dirigida por O´Hanlon y protagonizada por Romola Garai. Es una joya. El director de Fila 7, Alberto Fijo, me la recomendó hace un tiempo, y mi amiga Ana marco me la regaló a comienzos de septiembre.

- Con la G, Gustos y disgustos son no más que imaginación, de Calderón de la Barca. Es una de las obras calderonianas que he leído en este verano, hay muchas más porque tenía a mi alcance un voluminoso tomo, pero elijo esta comedia histórica en la que hay una reina cuyo marido el rey la aborrece, porque se ha prendado de otra dama. Muy al día. La reina, que está enamorada hasta las cachas, como una mujer de armas tomar, decide salir por la noche al balcón de la dama que adora su infiel marido, y se dedica a hacerle el amor, no sabemos si real o figurado. El rey se enfervoriza con ella por las noches, y por el día la desprecia, hecho que encarna el refrán de que lo que gusta o disgusta es en gran parte producto de la imaginación o el deseo.

- Con la L, La divina inventora, de los Álvarez Quintero. Al igual que ocurre con Calderón, esta obra estaba inserta en un volumen de comedias de Serafín y Joaquín. Me encanta, ¡no puedo leer solo una! Pero ésta es muy entrañable porque dibuja personajes muy especiales, hace reír y llorar a la vez. También aconsejo Los leales, Los restos, Manantiales, Don Juan buena persona... Ay, son deliciosas.

¡Puck! (De Google imágenes)


- Con la P, Puck triunfa, de Lisbeth Werner. Este es mi particular desahogo: entre Calderón y Calderón, ¡Puck! No me gusta la chik lit, Marian Keyes me aburre..., así que me drogo volviendo a los libros de mi infancia, y la colección sobre esta chica danesa en un internado me vuelve loca. Y eso que éste no es mi número favorito: me fascinan Puck siempre Puck y Puck dama de honor. Y hace unos meses mi amiga Myriam me dejó un tomo que no había leído: "Adiós Puck", donde la protagonista se enamora de una especie de dios vikingo en traje de chaqueta y corbata, con sonrisa arrasadora. Hala, ya conocéis un poco más mi vena friki de la literatura Infantil más bien retro.

Imagen de Google imágenes


- Con la U, Una habitación propia, de Virginia Woolf. Un tratado caótico, onírico y magnífico sobre las mujeres y la novela. A veces es un ensayo académico sobre literaruta y otras un verdadero manifiesto feminista, pero sobre todo me gusta cuando mezcla creación poética de la propia autora, y nos habla de faisanes y primavera en octubre.

Tengo mérito de seguir leyendo porque me he enganchado al Mentalista como nunca. Ay Patrick Jane, su sonrisa y sus manos poderosas. Y he descubierto Google poético, ¡el auténtico vicio de lectura rápida!

Y, ya que hablamos de libros, he versificado la traducción de un poema lituano.

25 de septiembre de 2013

El tocado, o cómo transformar un vestido de domingo en uno de boda

Me habéis pedido que os hable del tocado que mostré en esta entrada, y le voy a dedicar un post.
Nunca pensé en comprar algo así. Los sombreros y tocados en las bodas de alto copete no tienen término medio: o  me hacen soltar la carcajada por ridículos, o me parecen tan elegantes que yo no soy digna de llevarlos (sí, es una idea absurda, pero un complejo surrealista al menos tengo que tener...)

Por eso ha sido mi descubrimiento más deslumbrante comprobar cómo cambia un vestido bonito pero muy "normal", un traje que has usado mucho, pero sabes que te queda bien y no tienes tiempo ni dinero para encontrar algo mejor, añadiéndole un par de complementos de fiesta y un tocado. Éste lo descubrí por casualidad, a treinta euros, en el Corte Inglés de Nuevos Ministerios (Madrid), y si me lo llevé a casa es porque su color era idéntico al de una "torera" que acababa de encontrar al módico precio de quince euros.

Precios bastante razonables...

Creo que jamás lo habría comprado si mi madre no hubiera estado allí, diciéndome "es perfecto, te va a quedar bien"... A mí lo que más me gustó en ese primer golpe fue su comodidad, ya que va montado sobre una diadema, y que llevase velo de rejilla. Siempre me han gustado los velos (elegidos, no impuestos, ojo.) Me parecen el colmo de la elegancia. De hecho, si algún día me caso entraré en la iglesia con el velo por delante de la cara, así cuando el sacerdote nos declare marido y mujer..., el objeto de mis desvelos podrá desvelar mi rostro. Puro romanticismo, lo sé, pero no lo puedo evitar. Ni quiero...

El vestido...
(la foto es un montaje de mi amigo Lord Scutum)

Como advirtió un comentarista, el modelo elegido fue éste: firmado por Ginger & Soul, comprado en Azul de Mar hace unos dos años por solo cuarenta euros, cómodo y muy bonito pero... muy usado, y más ropa de domingo que de banquete nupcial.
Por cierto que en Azul de Mar (C/ Francisca Moreno, Madrid), hay también tocados bonitos y muy apañados, entre 15 y 30 euros. Los vi, pero como en ese momento aún buscaba un chal fucsia de fiesta..., no les presté la atención que se merecían.

Tocados en Azul de mar

Mi recomendación, en Madrid, es visitar esa tienda tan especial o, como yo hice, rebuscar en el Corte Inglés que está junto a la parada de metro "Nuevos Ministerios". Es muy exclusivo, es muy caro..., pero precisamente por eso está repleto de variedad y de ofertas. Eso sí, en tiempo de rebajas.
¿Otras recomendaciones? Elegir tocados sobre diademas, que son muy cómodos de usar. Hay peluqueros que te los colocan escondiendo la diadema entre el pelo, pero yo me lo puse sin más sobre el cabello recién alisado y no tuve problemas. Y por supuesto, abstenerse de tocados con formas imposibles: cacatúas, cerezas o esculturas abstractas. De todo he visto.

El bolso, también azul, me lo dejó mi madre, así que llevaba algo viejo, algo nuevo, algo prestado y algo muy azul... a pesar de no ser la novia.

23 de septiembre de 2013

El neceser de Adaldrida: Segundo vídeo en Youtube

¿Alguien dijo en comentarios que quería más vídeos adaldrídicos...? Aquí tenéis el segundo round. Diez minutos en los que me despacho enseñando mi neceser hiperglucémico de Azul de Mar, mi polvera color azul piscina, mis coloretes comenzando por Nars y acabando en Bourjois (hablo un poco de sus nuevos rubores en crema que me tienen obnubilada), mis armas de colores para los ojos, mis "pintalabios" y mis brochas en tamaño viaje.



Me temo que sí, todo esto va en mi bolso cada día. Me consume el ansia del por si acaso, me apasiona la variedad. Toda una gama de matices, del melocotón soleado al albaricoque pálido y del gris antracita al topo, llenan mi vida de color.
Os dejo un par de fotos de dos productos que no se acaban de vislumbrar bien: el majestuoso e inocente labial Roman Holiday de Nars:


Me estreno también con el paint...

Por cierto, que las sombras en crema de Max Factor hacen pliegues y se quedan como una masilla... no me gustan, lo quería decir.

Me lo he pasado bomba con este segundo vídeo, había menos nervios y creo que se nota. Como siempre quiero dar las gracias a Rodrigo que ha grabado y editado con esmero, y a cambio ha gozado también. ¡Espero que disfrutéis de igual modo vosotros al verlo!

P.S.: Si quieres puedes ver mi post en el blog del Campus Solidario de mi universidad, la UNIR. ¿No todo van a ser barras de labios!

21 de septiembre de 2013

Bésame mucho: hoy, Collection Privée de Lóreal. (Con "chuaches")

Las barras de labios Color Riche son lo mejor que tiene L´Oreal: tan cremosas como un labial de Dior, tan duraderas como uno de Mac..., y a un precio aún bastante razonable. Son un universo de confort y de color carismático.

Por desgracia, los que eran mis tonos preferidos ya no existen. Recuerdo con inmensa nostalgia una barra llamada "Organza" que pertenecía a la línea "Accord naturels", color labio cremoso con reflejos malvas y sutilmente metálicos. Siempre decía en broma que me lo pondría en mi propia boda.
También un melocotón pálido que compré en París y era el tono "Scarlett Johnson" de la colección negra protagonizada por celebridades... Añoro ambas colecciones y esas dos barras de labios que me acompañaron en momentos cruciales de mi vida.


Foto realizada con el iPhone de mi primo y tratada con filtro

Y ahora, L´Oreal París lanza una nueva colección basada en actrices famosas y en tonos neutros. ¡Mis dos favoritísimos unidos!
Las encontré en Bodybel y me enamoré en el primer instante: varias barras de color labio con distintos matices, firmadas (y elegidas) por actrices como Jennifer Lopez, Doutzen Kroes o Julianne Moore. De nuevo una textura cremosa, fundente pero firme, una delicia para los sentidos. Una vuelta de tuerca al "nude". Un desnudo real, voluminoso, suculento, que combate la imagen de una boca plana.

Tono Eva Longoria

El color elegido por Eva Longoria es maravilloso. La actriz desesperada había participado ya en el anterior "round" de pintalabios & famosas ofrecido por L´Oreal, pero entonces se decantó por un profundo tono caramelo con un matiz chocolate oscuro que a mí no me favorecía. Pero ahora...


¿no es bonito?

 Esta vez aboga por un nude pulposo de potente base amelocotonada. Me lo probé con la cara lavada, sin gota de maquillaje, un truco que nunca falla a la hora de elegir el color de los labios. Enciende e ilumina el rostro.

Tono Freida Pinto


La vendedora me encareció mucho la barra "Freida Pinto". Yo iba flechada hacia el elegido por Julianne Moore porque adoro a esa actriz, pero aún no había aterrizado en la tienda, espero que llegue a nuestro país.
Cuando probé el tono Freida, me quedé sin aliento: se parece mucho, mucho a mi llorado labial Organza. Es menos cremoso, más denso que el anterior, pero el tono es el mismo, quizás algo más lavanda. Y tiene una ligera chispa plateada en su interior, aunque no llegue a ser ese fulgor metálico frío que poseía Organza.

El aroma de estos labiales es especial: una mezcla de muñeco Nenuco y crema Nivea que me retrotrae a mi niñez.

Ésta ha sido una semana extraña: repleta de grandes noticias que agradecer, y de pequeñas tonterías que aún así me hacen "llorar por los rincones". Y si el lunes me llevé el tono Eva para celebrar mis alegrías, el jueves intentaba consolar un "día flojo" con el tono Freida.

18 de septiembre de 2013

Propuesta para una boda: Golden cat eyes

Siento debilidad por la sombra de ojos dorada; aporta profundidad al ojo sin oscurecerlo, y sirve tanto para un miércoles cualquiera como para una boda.


Al salir de la iglesia...


Estuve en la boda de una prima muy querida, en la que por vez primera iba a usar tocado y quería un maquillaje muy sutil, con pómulos soleados, labios en tono fresa suave y mirada dorada con mucho rímel de La Roche Posay. Pero en el último instante me dije... ¿por qué no unos ojos de gata?

Ojos de gata


El mito, la leyenda dice que unos ojos pequeños y "chinos" como los míos soportan mal el delineado en negro a ras de pestañas inferiores, y no digamos en la línea de agua...
Pero me he dado cuenta de la gran fuerza que hay en este modo de maquillarse y en lo limpio que queda si utilizas un lápiz resistente al agua como el de Essence.

Son solo cuatro pasos los que necesitas para conseguir una mirada de boda: fijar las cejas con gel o incluso con gloss transparente y duradero, sombra Etrusque de Nars ( o África de Sfera, en clave "low"), en todo el párpado hasta el arco ciliar, máscara de pestañas y kohl negro rodeando todo el ojo, por dentro y por fuera. Los pigmentos dorados de la sombra harán que hasta el lápiz màs denso y mate ¡brille!

15 de septiembre de 2013

Bricolaje cosmético: Tónico de camomila y árbol de té. (Mi primer vídeo serio en Youtube)

Una compañera de trabajo, Belén, me regaló un tarro de manzanilla de su pueblo, Duruelo (Soria), ya que me había oído decir que serviría para hacer un magnífico tónico para la piel. Las flores de manzanilla eran perfectas, bucólicas... parecían margaritas y estaban pidiendo a gritos una buena infusión para alegrar mi piel cada mañana.

La materia prima...


Aproveché un apacible sábado para confeccionar casi medio litro de tónico, y como estaba conmigo mi primo Rodrigo, decidió grabar el experimento, editarlo y... aquí tienen mi primer vídeo (serio) de Youtube.





Risas, nerviosismo, ilusión a raudales en la tarde en la que nos pusimos manos a la obra. Ya veis que tengo voz de cría (o de hobbit), y que me trabuco en varias ocasiones: naturalidad al poder. Sí quiero pedir disculpas por mis errores de novata: repito varios conceptos a lo largo de la grabación, porque lo hicimos en varios tramos. Y el final no puede ser más abrupto.

Para la receta se necesitan:

- Dos cucharadas soperas de flores de manzanilla de gran calidad.
- Medio litro de agua mineral. Mis favoritas, por este orden, son: Evian, Solán de cabras, Peñaclara (que fue la elegida para conseguir un producto 1000% riojano), y Sierra de Cazorla.
- De cinco a diez gotas de aceite de árbol de té puro (puede ser cualquier otro aceite, lavanda, geranio... Éste último es muy caro pero le daría un plus de tratamiento y calma al tónico.)
- Una ampolla de vitamina E: lo más cómodo es comprar en farmacias Auxina E, pastillas de gel rellenas de vitamina.

... Y el resultado

Solo hay que infusionar, añadir el aceite esencial, la vitamina E pinchando la película de gel que recubre la ampolla, y llenar una botella. En mi caso no llegó a romper el hervor pero sirve igualmente. He dejado las florecillas flotando en el bote para que desprendan todo su poder.
Y éste es el resultado.
Despide, como digo en el vídeo, un aroma campestre y cautivador, mezcla de la manzanilla y el árbol de té. Lo conservo en la nevera, pero estoy buscando un frasco de cristal para trasvasarlo porque el plástico refrigerado no es sano.

Dedico este primer vídeo a Belén, a Rodrigo que me ha ayudado y alentado tanto, y a todos vosotros por leerme cada día. ¡Gracias!

13 de septiembre de 2013

Por menos de once euros: cómo salvar la tarde en un minuto con Betty Lou Manizer de The Balm

En cuestión de sublimar mejillas, The Balm es la única firma que hace sombra a mi adorada Nars, y a un precio dos veces mejor. The Balm tiene productos maravillosos por menos de once euros. Yo me quedo con estos dos:

Izquierda- Hot Mama/ Derecha- Betty Lou Manizer

Cajitas mágicas de envases deliciosamente retro contienen la luz de un atardecer. Ya dediqué un post al colorete Hot Mama, que terminé regalando a mi madre y ahora vuelvo a tener en mi tocador. Hoy le toca el turno a este atípico y novedoso bronceador que, al precio de 10,75 euros, ilumina el rostro más cansado de la tierra.

Foto realizada con el iphone de mi primo

Betty Lou Manizer es, en el universo vintage de The balm, la hermana morena de Mary Lou Manizer. ¿Qué significa esto? Mary Lou es el nombre del iluminador (claro) de esta casa, por lo que Betty Lou corresponde a un iluminador oscuro, o más bien dorado y bronceado.

Arriba Hot Mama/ Abajo Betty Lou manizer


Este dato importa porque, pese a su color subido de todo, Betty Lou es igual de "maleable" y de tentador que su compañero: tiene textura de soufflé con acabado polvos, puedes meter el dedo y deslizar por la piel sin miedo, puedes incluso mezclarlo con una base clara para darle color.
Y, sobre todo, puedes arreglar un maquillaje ya deshecho, puedes transformar una cara de cansancio infinito por toda una semana en un rostro lleno de luz, una luz como de vela.


Esta foto está realizda ya con mi móvil


En la imagen estoy desfallecida: no he dormido bien en los dos últimos días, ha habido trabajo para parar un camión. Ya sabéis que soy feliz como una perdiz en mi trabajo pero... hay semanas y semanas.

Para más inri, la base de maquillaje que me apliqué a las ocho de la mañana hacía tiempo que me había abandonado: Hidralight de Isadora. Me encanta su color, el 60 Blonde Beige es un tono claro pero dorado, natural pero firme... Sin embargo no dura mucho, y como iban a venir mis padres y no tenía tiempo para maquillarme de nuevo, opté por un golpe de iluminador dorado.
Lo que no tuve que retocar fue el maquillaje de ojos. Os recomiendo encarecidamente haceros con la sombra dorada Etrusque de Nars (aunque fue edición limitada aún hay en algunos rincones de la marca del Corte Inglés), y con el lápiz "Longlasting" en negro de Essence. Un euro y medio cuesta y ahí aguanta como un campeón. Como es retráctil no necesitas llevar sacapuntas en el bolso. Diez horas exactas llevaban en mis párpados ambos productos cuando disparé la foto.

Luz dorada en tus mejillas a un solo golpe de brocha.

11 de septiembre de 2013

Skin rescuer de Kielhs: el milagro diario

No puedo decir que sea Kielhs mi marca preferida. Supongo que no he tenido suerte.¿Por qué sigo entrando en su tienda de Fuencarral, entonces?
La respuesta es compleja. Ese local me atrae poderosamente, como un imán. Está impoluto, hay una lámpara de cristal antiguo en el techo que me evoca visitas infantiles a casas fastuosas en Madrid...
Y, sobre todo, las vendedoras son amables y muy profesionales.
Por eso, porque me siento a gusto en la tienda de Kielhs en Fuencarral, siempre he esperado que esta firma lanzara un producto arrebatador, irresistible, una crema centrada en pieles sensibles, algo que faltaba en su catálogo... Y ahora ese sueño se ha hecho realidad.

Skin Rescuer de Kielhs: 35 euros/ 75 ml

Skin rescuer: un salvavidas para la piel, un bálsamo contra el estrés. ¿Por qué me gusta tanto? Porque es una loción muy fluida y puede ser utilizada por la noche, pero es ideal también como hidratante de día. Porque calma realmente la piel y no la empacha. Y porque no es excesivamente cara: 35 euros no me parecen un precio alto teniendo en cuenta que sus principales ingredientes son la camomila, la rosa de Damasco y la manosa, un azúcar que hidrata y regenera la piel.
Fiel a su generosidad acostumbrada, las vendedoras me regalaron una talla de quince mililitros de la nueva Creme de corps en tarro, que huele a tierra prometida: leche y miel.
Sin siliconas ni derivados del petróleo, Skin rescuer es el motivo definitivo para no pasar de largo cuando veo una tienda de Kielhs.

8 de septiembre de 2013

Mishea, Secretos del Agua y un nuevo look: liso y un poco más pelirrojo

Participa en el concurso de Makimarujeos

En mi odisea por encontrar la peluquería ideal en La Rioja voy descubriendo pequeñas joyas. Tengo claro que para asuntos de tijera, mi alumno peluquero es la mejor opción, pero su salón es para hombres y no se dedica al color (y menos a las mechas.)
Como tengo dentro de poco una boda, decidí arriesgarme con un pequeño saloncito que me cautivó por estar al lado de mi oficina y porque trabaja con productos de la firma Secretos del agua, que descubrí en Madrid y que hasta ahora no habían desembarcado en Logroño.

Mishea: C/Doctor Múgica, 4, Bajo (Logroño) Tel. 941229090


Tan luminoso, tan minimalista y con un buen gusto tan soberbio para elegir los productos que vende, me dije: "no puede fallar".
Y no falló.
La dueña y única trabajadora (por lo que pude ver), se llama Myriam (o Míriam), se ha formado en una peluquería francesa en Bilbao, ha trabajado por cuenta ajena, y ahora se ha arriesgado con un pequeño negocio lleno de mimo por los detalles y atención personalizada.
Tras mirarme me dijo con gesto aprobador en mi base era clara y que no tenía canas, con lo cual podría conseguir el color que deseara. Yo sigo en mi camino lento pero seguro hacia el pelirrojismo así que pedí una mezcla de vetas rubias y cobrizas.
Ella hizo lo que ninguna peluquera ha hecho conmigo, ni siquiera la mítica Meli de la peluquería Koupas en Sevilla: me trajo todo el catálogo de tonos para que eligiera. Y decidimos utilizar el tono 834, un dorado rojizo natural, una decoloración en algunas mechas y un matizador en tono ceniza. Este es el resultado:


Liso, cobrizo/rubio y con un ligero cardado en las raíces

Tras el color, me lavó el pelo con dos champús distintos (el purificante y el fortalecedor de Secretos del agua, que olían a hierbas y a serenidad.) Estos productos carecen de siliconas y derivados del petróleo, pero esto no significa que dejen el cabello sin sensación sedosa: tras el lavado, Myriam aplicó las magnífica mascarilla Agua de lluvia, que hidrata sin apelmazar.
Nos decidimos por un peinado liso, pero como mi cabello es fino, dio un último toque cardando a la altura de la coronilla, zona que he señalado con una flecha. He destacado con otra flecha una de las vetas rojizas del look, que son finas y muy bien integradas, no aisladas o gruesas o poco naturales como a veces he tenido que sufrir en otros locales.

Pagué 50 euros, que no son los 36 que me pidió Marisol en Haro, pero tampoco los 77 que me clavaron en Olmedo (dejándome fatal) o que le piden a mi madre en Koupas (Sevilla).

Y además, en esos 50 se incluye:

- Color
- Corte de flequillo
- Peinado
- Lavado con dos champús diferentes y mascarilla
- Y, sobre todo, media hora de atención absolutamente personalizada.

En la foto llevo un bronceador/ iluminador de The balm, Betty Lou Manizer, que pronto reseñaré.

Le comenté a Myriam que he usado la bruma para piel sensible Agua de musgo y que me disloca. Y ella me dio un par de muestras generosas de la crema para pieles sensibles.Presiento que este es el comienzo de una gran amistad... y de una saga de reseñas sobre esta firma ecológica y artesanal.

5 de septiembre de 2013

CONCURSO EN MAKIMARUJEOS: El tag de la vuelta al cole

Propongo un concurso para celebrar "la vuelta al cole".
Vuelta al cole en nuestro caso quiere decir otra vez al trabajo, pero también a los pequeños y placenteros rituales que nos regalamos cada noche. Significa regresar a nuestra casa, -nuestro castillo-, con el Colacao en vez de Nesquik que a lo mejor es lo que tomaban nuestros sobrinos en verano y había que sacrificarse en pro de la armonía familiar, con nuestro pez de color naranja dando vueltas feliz en el acuario y nuestras gozosas sábanas de hilo...
Todos tenemos algo que nos disloca en nuestro mundo particular, algo que hacemos a nuestra manera, y en septiembre todo vuelve a la bendita normalidad y de nuevo nos convertimos en los amos del castillo.

En mi caso estos son los placeres que he echado de menos durante el mes de Agosto:

Imagen de Google


1. Dormir en una cama de matrimonio: vivo sola y duermo sola, pero ¡en qué cama! Me encanta bucear en su diámetro de metro y medio, la almohada es tal y como la deseo y debo reconocer que la he añorado y que la noche del 31 de agosto me acosté consumida por la murria pero amanecí feliz como una perdiz pensando ¡qué bien he dormido!


Imagen de Google


2. Escuchar cada mañana "Buenos días Javi Nieves", que ahora se llama Javi y Mar y me parece estupendo porque Mar Amate se lo merece. Vivir sola me ha arrojado en brazos de la radio, mi amiga Myriam me descubrió Cadena 100 hace ya dos años y desde entonces soy fiel, me parece que ya no vivo sola, me despiertan ellos. Es el despertador más cálido y divertido del mundo y los he añorado muchísimo.


Imagen de Google


3. Lavarme la cara con el jabón Farmacia de guardia de Lush. No sé por qué no me lo llevé a veranear conmigo, mi piel necesita este jabón calmante, desmigar un pedacito entre los dedos mezclándolo con agua termal o mineral y masajear todo mi rostro con la adorable pasta que se forma es ya todo un rito. Aunque Lush se haya subido a la parra con sus precios, mientras sigan vendiendo este jabón compuesto por camomila, calamina, rosa y árbol de té, yo seguiré entrando en sus tiendas para comprarlo.


Imagen de Google


4. Lavar mi pelo con el champú 3 en 1 de American crew: un producto para caballeros que me recomendó mi alumno peluquero, he llorado amargamente su ausencia porque mi caprichoso cabello ya no aguanta cualquier producto. Todo el verano ha estado mi pelo enfadado y borrascoso, hasta oscuro, y ha sido llegar a casa, un solo lavado con esta maravilla y se hizo la luz.
Ya sé que es para ellos: es sencillo y brillante, dos virtudes paradójicas que suele tener el objeto de nuestros desvelos, y aunque sea cosmética masculina lo reivindico para mí.


Vía Twitter, no recuerdo quién tuiteó esta imagen pero me encanta


5. Estoy enganchada a la iglesia de San Bartolomé en Logroño: románica, de piedra desnuda y luz. Hay siempre música  clásica y penumbra litúrgica. Es un lugar lleno de paz al que suelo ir casi todos los días, al que van personas con formas muy distintas de concebir la religión, personas que solo quieren mirarse como Dios les mira.


¿Y tú? ¿Qué has echado de menos durante este verano? Aquí pongo las bases del concurso:

- Debes ser seguidora y tener tu propio blog: ya sé que esta condición es restrictiva pero esto no es un sorteo sino un concurso creativo, por lo que se trata de que sigáis el tag.
- Debes comentar este post diciendo que participas, y seguir el tag en tu espacio.
- El 30 de septiembre se cierra el concurso, y el uno de octubre publico el ganador. Gana la propuesta que más bonita, original, poética me parezca. Quiero que quede esto claro, al no ser un sorteo mi fallo puede ser y será subjetivo, ¡premiaré la propuesta que más me guste!
- El premio consta de:
a) un ejemplar de mi último libro "La llave dorada",
b) una vela "Loves me, Loves me not" de Yankee Candle, tamaño mediano que compraré en Aroma Style Home (Madrid.), y
c) un colorete de Nars en el tono Luster, Taj Mahal o Gilda, a elegir por la ganadora.

¡¡¡SUERTE!!!

3 de septiembre de 2013

Los Terminados de Adaldrida: Agosto 2013

En estas vacaciones me he dedicado a hidratar la piel y a descansar de maquillaje.
A principios del verano descubrí la maravillosa Creme fraiche de Nuxe de la que he hecho uso y abuso, mañana y noche, en un clima fresco. Tras un mes de fuerte convivencia, no parece que vaya a agotarse nunca, y puedo decir que ha sido el hallazgo del verano.

Productos terminados, además de unas toallitas limpiadoras de Mustela y una talla de viaje de agua termal de LRP que no aparecen en la fotografía y que son un prodigio de suavidad y eficacia:


Terminados Agosto 2013


1. Crema dental blanqueadora Lacer Blanc.
Es muy fresca y nada fuerte, cuida los dientes y los ilumina un poco, dejando una sensación de limpieza muy agradable. Es un dentífrico de farmacia y eso se nota, pero lo que más agradezco es que no tenga uno de esos sabores mentolados que tumban: repetiré.

2. Desodorante Sensitive Silk de Byly.
Esto es amor. Al fin un desodorante sin alcohol, sin aluminio y sin efecto helor porque no está en estado gaseoso. Aguanta todo el día, no tiene perfume, le he cantado un réquiem y he bailado una jotica alrededor y sí, repetiré.

3. Leche virginal de Yipsophilia.
La descubrí gracias al blog Make up by Maryland, la compré en la perfumería Muro de Logroño y la reseñé aquí. Este es mi tercer bote, huele a postre lácteo, calma como pocas brumas y sirve tambièn como segundo paso de una doble limpieza, algo que no puede hacer un agua termal al uso y que justifica su precio, 22 euros. Repetiré ad infinitum.

4. Crema Nutratopic Pro AMP de Isdin.
Me arregló un brote de dermatitis pero una vez solucionado el problema no hidrata lo suficiente: es un producto puntual. Espero no tener que repetir.

5. Happy mist de Rituals.
Todo tiene un fin: las vacaciones y la bruma corporal más gozosa que yo haya probado. Es tan rica que todos te preguntarán qué perfume llevas. Hablé de ella aquí, y repetiré en la primavera del catorce. Ahora estoy deseando que llegue el otoño para "enfundarme" en el perfume en aceite del ritual Ayurveda, que huele a mimos y calor de hogar.

1 de septiembre de 2013

Velas Yankee Candle y Rouge "Rocío" de Sfera para alegrar la réentré

En el autobús de regreso a mi vida de antes del verano, que tengo que recordar que me chiflaba por trepidante y cálida, pienso en este largo otoño y veo cómo la incipiente depresión post vacacional se disuelve convertida en una multitud de planes: llenar mi preciosa casa de velas de olor, colorear cada lunes con el rouge más alegre del mercado...

Un rincón mágico de Aroma Style Home
(Hermosilla, 62. Madrid)

En este último fin de semana de agosto estuve en Madrid, y paseando por mi antiguo barrio encontré una encantadora tiendecita que vende velas y tarts de Yankee candle. Se llama Aroma Style Home y se encuentra en la calle Hermosilla, número 62. Amo esa calle porque allí estaba la llorada tienda Musgo, con sus escaparates de papanoeles entrañables en los días previos a las navidades.

Recordé un post de Provincianas in the capi donde hablaban de la vela Vainilla Cupcake y fue la primera que quise oler. Tiene un aroma dulzón pero elegante, con clase. Es un olor a vainilla con base de galleta, a bollitos recién salidos del horno, a pastel de Navidad. Me llevé el tamaño mediano, metido en un frasco de cristal que me parece muy seguro.

Otro rincón

Descubrí una vela llamada Loves me, loves me not que huele ¡a campo de margaritas! Tierna, floral, con un toque a limpio que enamora. Y cuando iba a pasar por caja con ambas, la dueña de la tienda me enseñó la vela que tendrán de promoción durante todo el mes de Septiembre: Vainilla Lime: cítrica y cálida al mismo tiempo. En oferta del 20%, cuesta once euros en vez de dieciséis.

Maquillaje en el bus: Labial de Sfera en el tono "Rocío"

En el autobús Madrid-Logroño, pienso en un rincón de mi casa para cada una de mis velas: en tardes leyendo Emma de Jane Austen con ráfagas de olor a Margaritas..., en el Adviento que vendrá, con una nueva temporada de El Mentalista en mi home cinema sobre un fondo de olor a pudding de créme anglaise.

Y para animar mi entrada en La Rioja me pinto los labios, así a pulso y sin espejo, con mi ültimo hallazgo madrileño: una barra de labios rojo tomate de Sfera que lleva mi nombre.