30 de noviembre de 2013

Ya es navidad en Mercadona: Bésame mucho... por menos de cinco euros

Mercadona de mi vida y de mi corazón: has vuelto a emocionarme... a las puertas del Adviento.
Y además tú sí que sabes qué es el Adviento, es una sabiduría con vistas comerciales pero sabiduría al fin y al cabo: utilizas mi época favorita del año para vender calendarios de chocolatinas por setenta céntimos, vale, pero al menos ha sido entrar en uno de tus luminosos locales y escuchar por megafonía la mágica palabra, Adviento... trampolín hacia la Navidad. Y el anuncio de la ventas de calendarios de Adviento venía acompañado por tu sinfonía de siempre envuelta en campanas navideñas..., todo lo cual me llena de ilusión.

Elegance en Mercadona

Tu colección navideña se llama Elegance. La elegancia no es que sea algo muy navideño, los espumillones no son elegantes pero aún así me gustan, aunque también podemos ser elegantes vistiéndonos para comer las uvas y vistiendo la mesa de nochebuena, eligiendo centros de mesas bonitos, hechos con piñas naturales recogidas del campo y velas... Admitido, la elegancia puede ser algo navideño.

Has traído unos pompones rosas muy "monos" para esparcir por la piel un polvo corporal que huele a chuches, lacas de uñas que no he probado, un labial rosa y otro color champán..., y lo mejor de la colección: tres sombras de ojos y cuatro brillos de labios de una belleza arrolladora.

La textura de tus nuevas sombras es como de soufllé, de postre navideño.  En la piel se funden golosamente y tienen un acabado polvo pero suntuoso. Hay un turquesa soleado magnífico, un fucsia muy especial y un dorado de subtono naranja que me ha tentado hasta el extremo de haberlo tenido en mis manos para llevármelo a casa... Pero tú me entiendes, Mercadona. Son momentos de crisis y tengo un trío de Wet´n Wild que por cierto debo reseñar aquí con ese mismo dorado combinado además con fucsia.


Gloss dorado Elegance de Mercadona

He caído, sí, con dos de los brillos labiales. Bueno, como tú lo sabes todo porque me has visto vagar feliz por tus pasillos, te lo confieso: me he llevado dos ejemplares de cada. Por si se me terminan.
Uno de ellos es dorado, con el mismo matiz ambarino de la sombra de ojos. Un gloss color ámbar: Mercadona, cómo me conoce... Me ha hechizado. Tiene un olor dulce pero muy sutil, un tacto lácteo como de natillas sublime y un color que me recuerda a unos de los labiales de Rihanna para Mac: ahí queda eso. Por cuatro euros y medio.

Pero la joya de la colección es el gloss coral, alegre y dulce, eléctrico, al que dediqué un look hace un par de días:

Gloss coral dElegance de Mercadona


Te juro por un canguro, Mercadona, que salí de casa con el colorete Gina de Nars en las mejillas y una mezcla de sombras de la paleta Naked 2 de UD en los ojos, y mi maquillaje era correcto pero no decía nada... en cuando compré el gloss coral que has tenido a bien ofrecernos estas navidades, mi cara se iluminó.

27 de noviembre de 2013

Con gloss transparente de Bourjois... y la paleta de sombras Blue had me at hello de Wet´n Wild: Look Glossy Drama

El gloss transparente es la "prenda" de maquillaje más versátil y necesaria en el tocador de una dama. Como una americana gris para ir guapa al trabajo, como un traje negro de lamé para la noche.
Una amiga mía lo llamaba "el pintalabios de preescolar", ya que la boca de los niños suele brillar de forma adorable.
Lo cierto es que este gesto puede ser inocente o sensual, pero siempre femenino. Es vinilo translúcido pop y al mismo tiempo formal, o es mil burbujas heladas nadando por la superficie de los labios:

Gloss Effect 3D 8hours de Bourjois, tnúmero 18

Gloss Miroir de Sephora, tono Icing Gloss

Cuando vivía en Sevilla mi gloss translúcido favorito era, sin dudar, el Lip Glass Clear deMac. Aquí en La Rioja he tenido que buscar en distintas perfumerías hasta dar con mi brillo de preescolar perfecto; me quedo con Bourjois para el día y Sephora para la noche. Ambos son duraderos y no pesan en el labio, dos requisitos que debe cumplir un gloss transparente de buena calidad.

Para el día, combinado con un poco de corrector o base, una sombra dorada en los párpados y máscara de pestañas negras logra un acabado natural pero brillante. Por la noche, avanza por los labios y ¡se sube a los párpados!


Blue had me at Hello

Hace unos días me hice un "dramatic blue" con todas las de la ley aplicando la sombra azul noche de la paleta Blue had me at hello en todo el párpado móvil y fundiendo el corte con la sombra luz blanca en el pliegue... y cuando terminé recordé esos ojos de vinilo que a veces desbordan la pasarela y acudí al gloss de Bourjois:


Look Glossy Drama


Quería conseguir un efecto celofán en todo el rostro, por lo que maquillé la piel con la BB Cream Chiffon de Skin79 con mano ligera para luego aplicar una capa de polvos de arroz de Bourjois y difuminar las perlas de sol iluminadoras de Belle & Make Up por todo el rostro.
No utilicé color en las mejillas ni en los labios, tan solo el gloss de Bourjois. Y, en los ojos, rematé el Dramatic Blue con el mismo brillo. Por cierto que ahora no poseo ninguna base preparadora para el párpado y este look lo pide a gritos: sin ella, la zona de la ojera sufre migraciones no deseadas.

Rematé con máscara negrísima, y si hubiera tenido un goubillón limpio, habría embadurnado también las pestañas, tras una primera capa de rímel negro, con un improvisado efecto húmedo y brillante.

25 de noviembre de 2013

El ansia del 44% de descuento: Perfumería Mary Ely/ Perfumes Rioja (Logroño... ¡y el mundo entero!)

El pasado viernes disfruté de una de esas maravillosas tardes de chicas UNIR, que tras una semana intensa de trabajo, tras decenas de horas felices pero trepidantes..., quedan para comprar colonias en una tienda de ensueño, tanto por el trato que dispensan sus vendedoras como por sus precios de auténtica locura.

Hay una perfumería de las de toda la vida de Logroño (en concreto, desde 1984), que vende por 63 euros el cofre del perfume Beauty de Calvin Klein que en otros almacenes ronda los 110. Y lo mismo sucede con muchas otras fragancias.
Es la perfumería Mary Ely, situada en el pasaje del Espolón. Allí fuimos para encontrarnos con este delicioso mural:

Tengo permiso del dueño para publicar esta foto


"Fermoso panorama", diría el poeta Miguel D´Ors, esta vez sin ironía. Mary Ely tiene todo tipo de perfumes, algunos raros ya como la deliciosa fragancia Edén de Cacharel en el tamaño medio e incluso la talla para el bolso que en Navidad me compraré. Encontramos también la Infusión d´Iris de Prada de cien mililitros por 54 euros en vez de cien; y el anhelado estuche de Beauty de Calvin Klein, (ansiado por alguna de nosotras...) Aproveché para descubrir un perfume que yo no conocía y que huele limpio y femenino como pocos.


... Y esta, también

Todo un mundo de aromas se abría ante nuestros ojos... y a nuestro alcance. Las dependientas están atentas al cliente pero en actitud de "respondo tus dudas": pudimos ver, oler, tocar, revolver... y preguntar.

Perfume sólido aura de Swarvoski en formato colgante

Podéis imaginarnos, cuatro chicas en medio de dos abrumadoras estanterías, regalándonos flis flis embrujadores, sin parar de reír y con el plus de estar al mismo tiempo calculando los cuarenta euros que íbamos a ahorrar... si suponéis que "lo pasamos pipa" os quedáis algo cortas.

Me cautivó la mezcla de tradición y modernidad que respira la tienda: vende fragancias casi olvidadas y novedades fulgurantes como la de Swarovski; es un local casi secreto enterrado en un túnel entre un parque y una plaza de Logroño... pero por fortuna para mis lectoras vende on line: http://www.perfumesrioja.com

23 de noviembre de 2013

Look Romantic Bohemia de Belle & Make Up: azúcar vintage, ponche mágico

Ayer, viernes, llegó a mi casa una elegante bolsa negra de Belle & Make Up, la línea de maquillaje que comercializan los supermercados Eroski. Me impresionó el detalle, que habían anunciado previamente por correo electrónico, me obnubiló la presentación..., pero lo que realmente me dejó sorprendida fue la calidad de los productos: sedosos, duraderos, llenos de luz.

Belle ha diseñado una colección para el invierno 2013 fácil de utilizar y muy inspiradora. Recrea una vuelta a la naturaleza y a los tonos dulces y cálidos: esta mañana ha amanecido un sol tímido entre llovizna y he decidido maquillarme con este auténtico regalo e ir a hacer fotos a los árboles del comienzo de la gran Vía Logroñesa que siempre me han emocionado.

Look Romantic Bohemia


La piel y los ojos son los grandes protagonistas de esta intimista edición limitada: en la bolsita negra había una caja de perlas de sol iluminadoras de nombre literario y realmente evocador, "Matrioska", que he esparcido por mis mejillas y bajo el arco de la ceja.
Es un producto completo, un multiusos para princesas modernas, ya que combina perlas de color beige mate con otras bronce nacarado y dos tonalidades rosadas distintas, una más fría y otra navideña con un matiz achampanado. Los cuatro colores se unen en un desnudo mágico que realza la piel aunque no lleves (aparentemente) ningún rubor artificial. Esta maravilla embotellada cuesta solo seis euros con noventa céntimos.

Perlas de sol iluminadoras "Matroska" de Belle: 6,90€


Inmediatamente después vienen las dos preciosas sombras de ojos que Belle ha incorporado a su colección: Romantic Pink 91 y Bohemian Rose 90. Dos sombras rosadas de base rojiza y cálida y acabado de tornasol.
Me han durado todo el día intactas sin ninguna base preparadora debajo. Las he podido aplicar con los dedos: la más clara, número 90, en todo el párpado móvil. Es un rosa sucio con matices rojizos y achampanados que la hacen parecer una sombra duocroma, del estilo de la antigua Label Whore de Too Faced pero sin dramatismos, apta para un jueves cualquiera.


Colección Romantic Bohemia de Belle

El precio de estas sombras de ojos es tres con noventa euros, un auténtico chollo en relación con su calidad.
He intensificado las esquinas con la sombra número  91, un rosa vintage cálido, o burdeos rojizo de base rosada, con el mismo destello embrujador, como de cola de sirena. Esta tonalidad puede utilizarse en looks más barrocos y nocturnos como el primero que ideé:

Sombra Bohemian Rose 91 de Belle
+ Lápiz retráctil Waterproof de Belle


Os muestro la foto solo para que podáis ver lo bonita que queda la sombra: no hagáis caso a mis cejas que necesitan depilación inmediata ni al delineado que me fue muy difícil, porque el kohl retáctil es el único producto de la colección que me ha decepcionado.
Es difícil trabajarlo, la mina es demasiado gruesa y la textura pastosa: se calca en el párpado fijo y no aguanta en la línea de agua. Por último me produce alergia: en esta foto estoy llorando a lágrima viva.


Así que me desmaquillé y opté por  un maquillaje más cotidiano, sombreando únicamente a ras de pestañas superiores e inferiores con una sombra negra y brillante de Givenchy.
De las lacas de uñas de la colección hablaré en otra entrada: solo me queda agradecer a Belle y a la agencia de comunicación Newsline, no ya el envío de toda una edición limitada, sino las horas tan felices que me han regalado en una mañana de sábado... y las que vendrán, porque mi idilio con las dos sombras y con los meteoritos en cuestión no ha hecho más que comenzar.

22 de noviembre de 2013

Un par de cremas hidratantes: Dr. Organics y Avon, el paraíso bío y el infierno siliconado

Llegó la hora de ofrecer un par de reseñas muy esperadas. He remoloneado bastante desde que os anuncié que estaba probando Avon y algunas cremas hidratantes ecológicas, pero lo hice por una buena causa: en materia de tratamientos faciales no quiero equivocarme y he decidido esperar un tiempo prudencial antes de ofrecer mi veredicto.
Comenzaré por el principio...

1. Antecedentes

Primero se me terminó la loción Skin Rescuer de Kielhs que utilizaba por el día, y luego la Creme Fraiche de Nuxe que disfrutaba en mi ritual de belleza nocturna... 
Me quedé con una crema de avena y aloe vera de Cosmética del Mediterráneo que había comprado en Acoris y que mostré en este post, ya que su punto fuerte era lo bien que se fundía con el maquillaje para aclararlo un par de tonos...
Pero de tan natural que era, ofendía bastante al sentido del olfato. LLegué a no poder soportarla y al mismo tiempo me daba pena jubilarla porque era una buena crema que cumplía su función de hidratar respetando la piel.
Incluso mi sufrida madre, en un fin de semana que pasamos juntas en Madrid, al ir a darme un beso de buenas noches (lujo paradisíaco cuando una ya se ha independizado y vive sola), me dijo "qué mal huele esa crema que te has puesto, huele como a cenizas..."
A la mañana siguiente tiré el tarro a la basura.

Línea Anew E-defence de Avon: 18€ c/u


2. Anew E-defence de Avon

Un poco antes del drástico final había llegado a mis manos un par de productos de Avon, que me apetecía mucho probar y que había comprado, ya que la hija de mi asistenta distribuye la firma: la loción protectora y la crema hidratante Anew E-Defence.

La loción con spf 50 es un buen fotoprotector solar que usaré en la primavera, pero esperaba algo más, pensé que se trataba de una auténtica crema hidratante ligera para el día con factor 50... Qué lujo, ¿verdad? Parezco nueva.
La crema me fascinó por su textura de gel delicado y porque hidrata mucho y promete prevenir los signos de la edad. Lo prometido es duda, porque nunca sabemos si se cumplirá, pero suavizaba las líneas de expresión con un frescor y una sensación como aterciopelada, o... siliconada.
Miré la lista de ingredientes y tuve que sentarme de la impresión. Esta crema es un caldo de siliconas, pero pasaban los días y mi piel seguía bien, por lo que decidí bautizarla como paradoja cosmética. Para pieles no sensibles y no grasas la recomiendo muchísimo, es una buena inversión. Eso sí, no me atrevía a usarla en la barbilla. Una vez lo hice por error y, puntual como un amor en la primera cita, al día siguiente me esperaba un rotundo granito rojo.


Crema Concentrada de Aloe Vera de Dr. Organics: 11, 50€


3. Crema concentrada de aloe vera de Dr. Organics.

Animada por lo bien que me funciona el aceite de árbol de té de Dr. Organics, marca buena y barata, me acerqué a Beautik para chafardear en las cremas de la marca.
Ésta ha sido mi último hallazgo y me ha maravillado: es densa pero maleable, hidrata muchísimo la piel y la calma, me ha cicatrizado ese granito rojo que me regaló la crema anterior y huele tan bien que convierte la rutina nocturna en un momento de relax sensorial.
Por once euros y medio, me parece la perfecta sustituta de la Creme Fraiche de Nuxe, incluso posee como ella ese olor dulzón y cítrico tan apetecible. Una crema totalmente natural como se ve en su fórmula, tan equilibrada que parece un poema:

Bendito nuevo móvil que permite ésto

Encontramos aloe vera en primer lugar, ¡antes que el agua! Y eso se nota. Además hay en la formulación glicerina, aceite de almendras dulces y aceites de naranja, mandarina y limón que son los que dan ese plus de vitaminas y ese aroma tan rico, aunque hay un resbalón con el perfume... Se especifica, sin embargo, que es perfume de origen natural.

La textura es parecida a la de las cremas artesanas que se encuentran en las ferias medievales (ay, esa crema de Aloeplant que contenía cannabis y me hacía sentir tan bien...) Es una textura de cera que suelta aceitillo, aunque en este caso no desprende grasa (Laus Deo), por lo que la cera hay que trabajarla entre los dedos e irla fundiendo con la piel. Deja el cutis muy suave, casi con efecto silicona sin tenerla. El producto es libre de derivados químicos y de parabenos.


Dr. Organics...

No es crema para fabricar BB creams caseras, ya que no se integrará con el maquillaje, pero... tras un peregrinaje cosmético bastante nutrido, llego a la conclusión de que, a falta de Kielhs o de Nuxe, me quedo con Dr. Organics, entre otros motivos, porque me parece que va con la evolución natural de mi piel:

Yo, a los veinticinco, usaba gel puro de aloe vera Grisi: era lo único que calmaba mis islas de granitos rojos. A los treinta y cinco, mi piel  está más calmada pero a la vez más necesitada: sigue demandando ingredientes naturales y ligeros, pero con un aporte mayor de nutrición. La crema concentrada de aloe de Dr. Organics era la vuelta a los orígenes y el final feliz que mi piel necesitaba.

20 de noviembre de 2013

Por menos de 25 euros... anillos barrocos en Mika Complementos (Logroño)

Últimamente estoy barroca. Me gustan los anillos grandes, las cruces grandes, las piedras brillantes y el oro rojizo envejecido...
Mi amigo Lord Scutum diría ahora que yo siempre he sido barroca, ¡por algo soy del SUR! Nos hechiza la cera ardiendo, amamos esos retablos en los que se mezclan arquitectura, pintura y escultura como en una joya...
Y las joyas escultóricas, también.

¿Recordáis este post...? En él os mostraba un magnífico "clutch" coronado por cuatro anillos canallas, inspirado en Alexander McQueen. He usado y abusado del bolsito en Bodas, Bautizos y Comuniones, y en vista de su éxito atroz he seguido entrando en la tienda que me lo vendió: Mika Complementos, en la calle San Antón de Logroño.


Anillos Papoly en Mika Complementos


Allí estaban, los anillos más suntuosos y disparatados del mundo, propios de un desfile de Galliano o de Yves Saint Laurent..., por menos de veinticinco euros cada uno.  El punto fuerte de Mika complementos es ofrecer objetos inspirados en la moda a precios realmente inspiradores.

Son anillos de fantasía para lucir en bodas, aunque yo he llevado el mío a la oficina combinándolo con un vestido de color ámbar, jersey de cuello vuelto y mallas negras. Estuve seriamente pensando en llevarme el anillo cuajado de piedras color salmón, o el de falso esmalte blanco con incrustraciones de falso cuarzo ahumado... pero al final me decanté por éste:


Mi tessssoooro...

Me chifla.
Las elucubraciones en mi entorno más cercano no se han hecho esperar: en el trabajo varias compañeras le han jurado amor eterno, mi familia, que es del Norte y nada barroca,  en general se ha horrorizado, salvo mis tíos Javier y Eva que nunca fallan. Mi amiga anita lo ha aprobado, mientras que mi tía Ana ha dicho que parece un Ferrero Rocher. Siguiendo por la resbaladiza senda de los parecidos, una alumna ha afirmado que podría ser la joya de una princesa, y un alumno malicioso ha comentado, así como de pasada, que le recuerda al ojo de Sauron...


No, por favor... prefiero el Ferrero Rocher.

Definitivamente estoy barroca. Hace unas semanas conseguí esta cruz que me evoca esos vídeos de Madonna, a finales de los Ochenta, en los que aparecía morena, con tejanos y crop top y muchas joyas brillantes y oscuras:

De Hora y Plata: 34€

El truco está en usar cualquiera de ambos en solitario, brillando en su reinado barroco sobre un sencillo conjunto coronado por americana gris.

Dentro de poco, uñas barrocas en este blog.
¿Y tú? ¿Eres barroca?

19 de noviembre de 2013

Bésame mucho... y por menos de cinco euros: lo nuevo de Nyx en Beautik

Ahora que Maquillalia ha liquidado sus productos de la marca Nyx, ahora que todas (incluida esta hobbit pija) reniegan de sus lápices gruesos para ojos por ser demasiado grasientos, ahora que hemos descubierto que sus antaño míticos "pintalabios" hacen churretes por las comisuras de los blanditos que son..., es justo ahora cuando yo descubro las novedades de Nyx y me siento encandilada por ellas.

Foto disparada con el permiso de Beautik Logroño


Entré en el Beautik de Logroño para probar el rellenador de cejas de Catrice, y descubrí el flamante nuevo mueble expositor de Nyx.  Mis ojos se fueron directamente a unos brillos de labios empacados en colores ácidos que no conocía:
Butter gloss o mantequillas brillantes para labios: un brillo con tacto lácteo, como de natillas, que envuelve nuestra boca con una caricia duradera. Me los hubiera llevado a puñados a casa, se me metían solos en los bolsillos..., pero pude controlarme un poco y decidí probar, para empezar, los dos tonos más bonitos:


Peaches & Cream

Un melocotón rosado y delicioso, con una consistencia nada pegajosa pero firme que dura y dura aportando sensación de labio desnudo. Consigue un aspecto de boca inocente, jugosa y apetecible. Es un color limpio y ácido a la vez, como de niña pequeña comiendo "chuches".

Merengue


Amor, amor, catástrofe. Creo que "Merengue" de Nyx es el gloss más bonito que he tenido nunca. A caballo entre el color batido de fresa y un tono crema de lavanda, es goloso y discreto al mismo tiempo. Ambas fotografías fueron hechas bajo la llovizna, pero la magia del color y tener al fin una buena cámara de móvil) suplió las adversas condiciones climáticas...

Ya iba a la caja con mis tres productos en la cesta cuando reparé en los nuevos jumbos para labios de Nyx. No me atrae el formato, no me gustan sus hermanos los jumbos para ojos, no me gusta el olor a plástico que desprenden... pero nada de eso fue obstáculo para que probara alguno y cayera con éste:

Copper Pink de Nyx: 4,99€

Me chiflan los tonos bronce y cobre para labios, y este color es muy especial. De acabado húmedo con tropezones dorados, tiene un color ponche o Coca-cola que rompe vallas y aúlla de alegría. Al contrario que los labiales en barra, la mina de estos jumbos es consistente y no se desmorona. El aroma a derivado del petróleo dura solo el momento de aplicación y el color en cambio aguanta intacto toda una hora en los labios.

Otras que de nuevo huelen a plástico son las nuevas cremas de manos de essence, en su edición de invierno. Caí con la de aroma Banana Dark Chocolate y es una compra de la que sinceramente me arrepiento. Cuatro euros y pico que habrían ido a parar a la Cruz Roja o con los que hubiera podido invitar a un café a cualquier amiga... y ahora tengo rodando por casa una crema que promete delicias y en cuestión de minutos vira a celofán del malo.

Al menos en esa visita descubrí la crema concentrada de aloe vera de Dr Organics, que será protagonista en mi próximo post sobre rituales de belleza.

17 de noviembre de 2013

Preparando el Black Friday en Sephora: Colección Guy Bourdin de Nars

Apenas falta una quincena para celebrar el Black Friday, esa tradición que hemos importado de Estados Unidos y según la cual los comercios abren hasta media noche y ofrecen descuentos en el último viernes del mes de noviembre. Un pórtico de lujo para la época del año más emocionante: la Navidad.

Muchas tiendas se suman a la iniciativa, pero a mí me interesan los descuentos de Sephora, ya que una rebaja del veinte por ciento brilla y se hace notar con fuerza en marcas como Dior y Nars. Hasta hace unos días pensaba que me llevaría una de las nuevas barras Rouge Dior, el alegre rojo Trafalgar o el delicioso fresa Mazette de matices corales... Un pintalabios de lujo y nada más porque la famosa cita comercial pilla a fin de mes.
Pero he cobrado un dinerillo que me correspondía y voy a invertirlo en un par de joyas pertenecientes a la esplendorosa colección Guy Bourdin que acaba de lanzar al mercado mi firma favorita:


Nars en sephora Logroño


Por cierto que son las últimas fotos que disparo en esta perfumería, porque ya me han amonestado en un par de ocasiones. Lo comprendo, pero ellos deberán comprender entonces por qué me parecen más simpáticos los dependientes de tiendas como Beautik o Rituals que no solo me dejan fotografiar sino que lo hacen con alegría porque saben que las imágenes van a salir publicadas en un blog que solo tiene palabras de elogio hacia los productos que venden.

Un poco más de cerca...

Sin embargo, dejemos quejas y vayamos a lo que nos interesa. Esta colección es puro arte, y un arte que embellece a la mujer y le aporta inocencia y embrujo a partes iguales. Ya he apartado mis dos grandes favoritos de la colección: el colorete Day dream, un rosa batido de fresa con matiz coral que haría una pareja estupenda con el Rouge Dior en el tono Mazette..., y al que dedicaré post cuando sea mío; y la sombra de ojos Bad Behaviour: el señor Nars siempre jugando a ser el chico malo en los nombres que inventa...

Coronada por un nombre gamberro, la nueva creación de Nars se va a convertir en mi maquillaje de ojos de cabecera. Por fin una sombra va a llenar el hueco que dejó la añorada Diamon Lil de Stila en mi tocador. Es de color antracita con burbujas brillantes, perfecta para ahumados seductores pero poco góticos, y sobre todo, sedosa y aterciopelada, muy fácil de utilizar incluso con el dedo meñique...

Bad Behaviour de nars


...Y digo dedo meñique porque para probármela en los párpados metí el dedo índice en el pan, y el pigmento color humo alcanzó partes del párpado que deberían estar limpias. Sin embargo esto no es un look sino una muestra de cómo luce este deslumbrante tono: aporta una profundidad a la mirada en un segundo, viste los ojos en un simple parpadeo.

Esta foto inaugura una nueva era en el blog: ha sido elaborada bajo la lluvia y aún así los colores se ven nítidos y la magia de la sombra elegida brilla..., porque he utilizado mi nuevo móvil, un Samsung Galaxy S4 que en adelante será mi nuevo compañero en la edición de reseñas... debidamente ilustradas.

13 de noviembre de 2013

A few of my favourite things: el tag de Tita Hellen

Tita Hellen me ha nominado a un tag ingenioso, divertido, educativo... con preguntas que se ha inventado ella misma y que me han dejado boquiabierta y con muchas ganas de responder... Yo lo único que he hecho es bautizar el tag: "A few of my favourite things", como la canción de Sonrisas y Lágrimas, como la nueva paleta de Too Faced que yo no voy a comprar...

Sacado de su post


Hay que dar una respuesta y yo casi siempre doy dos, en modo anuncio de Petit Suisse... “A mí me daban dos”

1.- ¿Cuál es tu producto de cuidado favorito en la actualidad?
La loción Cetaphil y mi tónico de camomila y aceite de árbol de té: no volveré a comprar un tónico industrial en la vida, a no ser el agua termal de LRP.

 2.- ¿Cuál es tu producto de maquillaje favorito en la actualidad?
El colorete Luster de Nars y el maquillaje solar de Shiseido (la polvera color piscina...)

 3.- Últimamente estás enganchada a...
Las canciones “Son sueños”, “Peter pan” y “La suerte de mi vida” de El canto del loco, y el temazo “Qué bonita la vida” de Dani Martín.
También estoy enganchada a la peli “Mientras dormías” de Jon Turletaub, con el fabuloso Bill Pullman en acción. La veo mínimo tres veces al año.

 4.- Lo que más te puede alegrar el día es...
Escribir un buen poema y estar rodeada de personas encantadoras en mi entorno laboral.

 5.- Recomienda un disco.
- Please please me, el primer disco de Los Beatles, porque tiene mi canción favorita de ellos que es “Ask me why”, es maravillosa.
- Obra musical completa de Juan del Encina:  ya sabéis que adoro el renacimiento: poesía y música celestiales unidas en un solo nombre, autor de poemas de una belleza tal como Más vale trocar o Tan buen ganadico.

 6.- Tu sitio favorito del mundo es...
Maestu, en el País Vasco, y París.

 7.- Sábado tarde- noche y llueve: proponme un plan.
Recital de poesía o lectura y película en casa con una mantita y una vela de Yankee candle encendida.

 8.- La última cosa que te conmovió fue...

Escuchar en la radio la noche “Por ellas” de Cadena Cien, y volver a oír la canción “No estás sola” de Robert Ramírez.

 9.- La gula es pecado, pero dime un alimento o restaurante que merezca una buena penitencia.

Las ranitas de chocolate blanco de Prova-lo. Restaurantes: en Sevilla, el San Marco del barrio de Santa Cruz. Y en Logroño, el Tondeluna (C/ Muro de la Mata) al que dediqué post.

 10.- Llegan unos extraterrestes a la tierra y te piden que les recomiendes un libro tan bueno, tan bueno, o una peli, tan buena, tan buena que les haga plantearse  terminar con la tierra porque no creen en la raza humana. ¿Cual sería o cuáles serían?
Libro, un buen volumen de comedias de Calderón de la barca que contenga la obra No hay burlas con el amor. Peli(s), Mucho ruido y pocas nueces de Kenneth Brannagh, Qué bello es vivir de Frank Capra y El hombre tranquilo de Jonh Ford.

Nomino a responder este atinadísimo TAG a todas mis comentaristas, incluida Tita Hellen... pero como se me pide crear alguna pregunta nueva, aporto tres.

1.- Tu último descubrimiento “Low Cost”

Desde luego, el bálsamo Baby Lips de Maybelline en tono rosa, aunque no me importaría nada encontrar el Cherry me.
2.- Tu último descubrimiento “De Luxe”

Los tratamientos capilares de Secretos del Agua. Y la sombra de ojos Bad behaviour de Nars, aunque esto último aún es solo un deseo anotado para el "Black" Friday de Sephora...
3.- ¿Qué cosmético(s) echas rabiosamente de menos, porque no los puedas comprar en tu cuidad actual o porque ya no estén a la venta?


La mascarilla de Dulce de nube de Kenzoki que es, ha sido y será mi “crema nocturna” favorita (la puedo comprar en Sevilla o Madrid, Laus Deo).

Y, algo mucho más triste: la marca Stila que ya no se vende en Europa y la riquísima crema corporal Nenuco Baby Spa que ya no se hace.

12 de noviembre de 2013

Cómo lucir una piel bonita: post muuuy largo con algunos consejos

Hace poco una comentarista me preguntó:
"A mí me gustaría saber qué haces para tener una piel tan bonita? Cuéntanos tu secreto!"
Estuve a nada de responder: ¡¡¡el maquillaje!!! Porque siempre que alaban mi tez suelo estar maquillada, aunque es cierto que mis genes son buenos: mi abuela tiene piel de holandesa, casi sin arrugas. Sin embargo he heredado la típica tez de porcelana, y las rojeces no quieren separarse de mí. Hace años pensaba que tanta sensibilidad era un castigo, pero he aprendido a disfrutar escuchando a mi piel, a mimarla. Lo he dicho muchas veces pero no me resisto a repetirlo: mi cutis es bonito pero difícil, como una buena historia de amor.

Esta soy yo al natural, bien hidratada y feliz en pleno verano. En la fotografía llevo solo rímel y bálsamo en los labios:



Oh, jardín añorado...


  Voy a ofreceros algunas pautas para tener la piel bonita, que divido en tres bloques.


1) Buenos hábitos.
Yo, que en otras áreas de mi vida soy un pequeño desastre, no fumo, no bebo café y no tomo el sol. Ninguna de estas tres cosas me atrae lo más mínimo.Ya no puedo afirmar aquello de "nunca he fumado" porque un par de cigarrillos habrán caído en mis manos en los últimos diez años, pero no me tientan nada. El tabaco, la cafeína y el sol en exceso son fatales para la piel.
Ahora voy a decir eso que tanto nos fastidia cuando lo leemos en boca de las famosas de turno, pero que en mi caso es verdad: duermo ocho horas al día (si no más) y bebo tres litros de agua al día... Mis padres me hicieron las pruebas de la diabetes cuando era pequeña, alarmados por la gran cantidad de agua que les pedía pero, por fortuna, mi sed no se debe a ninguna enfermedad.
De hecho no bebo por sed exactamente, es más una especie de gula: siempre me parece apetecible... También me apetece dormir, y duermo muchísimo. En unas pruebas que me hicieron una vez salió el dato de que mi intensidad de sueño era del 99%. Además sueño mucho, casi siempre con príncipes azules (vestidos) que luego se convierten en fuente de inspiración para mis poemas... y claro, todo eso se refleja en la piel.


2) Ritual de belleza nocturna: limpiar e hidratar calmando.
No recuerdo un solo día en los últimos diez años que me haya ido a la cama sin desmaquillarme y sin calmar mi rostro con un a crema para piel sensible. A lo mejor lo olvido por las mañanas, pero el ritual nocturno es sagrado.

Para limpiar me gustan especialmente la loción de manzanilla de Essential´aroms que compro en la perfumería Gea (Sevilla), el gel de oliva y camomila de Mythos que compro en Bodybel y el jabón Farmacia de guardia que compro en Lush.
Para hidratar y calmar, mis preferidos son: Kelual DS de Ducray, Redness solution de Clinique, la mascarilla de Dulce de nube de Kenzoki que uso como crema nocturna, Skin Rescuer de Kiehls y  Creme Fraiche de Beauté de Nuxe. 

Miro los ingredientes, busco productos que no contengan alcohol, petrolato o siliconas, y que en cambio contengan camomila, avena, aloe vera... Nunca he gastado más de cincuenta y cinco euros en un producto de cosmética, es mi tope. He visto muy buenos resultados en un rango que oscila entre los catorce y los cuarenta y cuatro euros de precio. Estoy probando nuevas cremas de las que pronto hablaré, que me costaron entre trece y dieciocho euros y que me fascinan.

Solución micelar de LRP: 18€/ 400 ml- Loción Cetaphil: 20€/ 475 ml

3. Mi limpieza actual: amor a primer tacto

Desde hace tiempo practico la doble limpieza, utilizando primero un aceite o leche limpiadora, y luego un producto jabonoso o agua micelar.  Estos son mis dos productos favoritos: la loción Cetaphil y la solución fisiológica micelar de la Roche Posay. Ambos rondan los veinte euros el casi medio litro, un precio más que accesible.
Voy a bautizar este binomio como "Nuevo amor, amor antiguo", porque mientras la leche es ya veterana en mi tocador (un anónimo me preguntaba por ella, aquí me tienes de nuevo cantando sus alabanzas), el agua micelar de LRP es descubrimiento casi de ayer, gracias a otra comentarista, pero me ha enamorado con la fuerza del relámpago.

La loción Cetaphil es gozosa. Fresca, de textura láctea y gelificada al mismo tiempo. Es suave pero eficaz. Tiene varios parabenos que a mí no me hacen ningún daño. Es un básico en el neceser de muchas actrices de allende el mar. Deja la piel limpia, podría limpiar más pero se lo perdono porque es solo un primer paso y sobre todo por lo que relaja la tez, desinflama, destensa. Una maravilla blanca.

El agua micelar de LRP es un milagro: lo retira todo, todo y todo. 
Hace un par de días salí por la noche y me llevé el casi medio litro en una bolsa porque lo había comprado por el camino y no me daba tiempo a volver a casa. Y al final lo terminé probando en medio de la juerga: me había delineado los ojos y de repente me los froté a conciencia, por lo que aparecí como un mapache... ni corta ni perezosa pedí un pañuelo de papel, saqué el botellón y en tres pasadas, me lo quité todo. Mis amigos no daban crédito, pero cuando vi el tissue negro como el tizón y mis ojos limpios como el cristal, me llevé una de las mayores alegrías cosméticas de los últimos tiempos. 

9 de noviembre de 2013

Bases de maquillaje sin silicona, parte I. Face & Body de MUFE reformulada

Hace unos días mi padre, abriendo su maletín de bricolaje, me dijo: "mira, Rocío, yo también uso cosméticos"... La curiosidad me pudo y casi me atraganto de la risa al ver el tubo que tenía entre las manos:

¡¡¡Silicona Translúcida!!!


Mi padre se burlaba de forma sutil de mi obsesión en contra de las siliconas..., pero lo cierto es que para una piel sensible como la mía y un pelo fino y rebelde como el mío, la silicona es el mal. Y el producto cosmético que más satura mis poros si resulta ser un castillo de ingredientes artificiales es el maquillaje fluido, por lo que voy a dedicar parte de mis fuerzas como autora de este espacio a buscar bases que no contengan, al menos, Dimethicone en su fórmula...

...Otra perla paterna: andaba yo explicándole las diferencias entre siliconas, oclusivas, volátiles o al menos solubles en el agua que no son buenas pero se van cuando nos lavamos la cara o el pelo, son las que llevan como prefijo las letras PEG en mayúsculas... Todo lo que acaba en -one es malo, le resumo, cuando le veo poner cara de colegial y preguntarme: "entonces..., ¿el Danone es malo?"...

Empezamos bien: el 90% de las bases que hay en el mercado llevan Dimethicone, y absolutamente todos los maquillajes líquidos de Mac, también. Yo confiaba en su base mineral, Mineralize Moisture Foundation, que una dependienta de Fuencarral me probó y que aporta una luz maravillosa en la cara:


Mineralize Moisture Foundation de Mac en mi piel

Había comprado ya el tarro, me gustó tanto el acabado que olvidé mi costumbre de pedir la caja para leer la lista de ingredientes... cuando, al cruzar la misma puerta, me volvió la cordura, eché una ojeada al INCI y encontré el desagradable elemento ¡en primer lugar! Me parece tremendo pagar 33 euros por una mezcla de agua y silicona, por muchas estrellas que arranque la mencionada mezcla a mi piel.

MUFE: 38 euros


Decidí pasarme por el Sephora de Gran vía para ver el corrector Touches de Skeen+, que en principio está pensado para hombres y no tiene silicona, pero antes mis ojos tropiezan con la Face & Body de MUFE. Recuerdo haber oído en algún foro que han mejorado su fórmula, que ya no contiene aceite mineral ni siliconas. Decido verlo con mi propia piel: compruebo que han sustituido esos dos ingredientes por aceite de mango... y me llevo un bote.


Face & Body en mi piel


Personalmente, prefiero el acabado de la base de Make Up For Ever. Tanto esta marca como Mac pretenden un brillo sano y natural en la piel, y un producto que no cargue, que no se sienta pesado. Pero la base elegida, además de tener mejores ingredientes, logra una luz que parece nacer del interior. Se trabaja capa sobre capa, es fácil de difuminar incluso a tientas, ante el infame espejo de cualquier lavabo..., y queda preciosa matizada con los polvos de arro de java de Bourjois cuando tienes algo más de tiempo.

7 de noviembre de 2013

Working Glam Rock: cómo llevar una americana a la oficina con un toque divertido

Dedico este post a mi amigo Beades, allí en el Sur, y a mis compañeros del Anexo en UNIR, aquí en el Norte.
No hay prenda más elegante que una americana gris. Para ellos y para nosotras, una americana en un tono gris oscuro, marengo o acero, en mate o en satinado, se convierte en un básico que triunfa en la oficina, pero que tampoco estorba durante el fin de semana.
Me compré una americana gris en H&M, y la suelo combinar con prendas básicas: pantalones negros y top negro largo, pero ayer decidí dar un giro brillante y a la vez roquero al conjunto...
En primer lugar sustituí el top por una camiseta negra del grupo Los walkman. Busqué un bolso de bandolera en falso charol negro acolchado de Misako, y añadí al maquillaje neutro propio de un miércoles cualquiera una barra de labios en rojo fresón, el Dare to Wear de los nuevos labiales de Essence.
Éste fue el resultado:

Agradezco a una dependienta  de Bodybel Gran vía (Logroño)
que disparó la foto

Lo bueno de esta propuesta es que da mucho juego, permite muchas combinaciones distintas. Yo la he bautizado como Working Glam Rock porque a estas dos prendas les sumé un par de toques de brilli brilli:  pendientes de cristal y sllippers glaseados de Callagan en los pies.

Sin embargo, si se quiere recuperar el toque "solo para la oficina", podemos usar la americana y un labial coral de la misma gama de Essence:

H&M, 29 euros


Coral calling de Essence, 2,89 euros

Si lo que queremos es prescindir del toque Working y del brillo de fiesta podemos rescatar unas botas negras de ante y cuero, los dos básicos antes mencionados y calzarnos la camiseta con un jersey de manga larga debajo:

Camiseta de Los Walkman

No tengo idea de por cuánto la venderán porque me la regaló uno de los fundadores del grupo que es amigo mío. Me chiflan las camisetas con mensajes, y ésta tiene estampado a todo un Naranjito coronado con cascos ochenteros.

La mezcla resulta refrescante.

5 de noviembre de 2013

BB Cream "Chiffon" de Skin 79: Primor en mi piel

"Hermoso y claro día, vestido de Primor..." Mi tía Maite solía entonar este comienzo de canción cuando amanecía en Maestu uno de esos días de verano en el Norte, lluvia vasca medio mecida por un sol que se empeña en adormilarse.

Recordé la tonadilla al entrar en la perfumería Primor del Centro Comercial Príncipe Pío de Madrid: el paraíso de las amantes del potingue. Tenía un capricho que no es capricho: quería encontrar una buena BB Cream, ya que últimamente mi piel ama las texturas ligeras y vaporosas, y salvo una breve experiencia con Erborian, no conocía yo las afamadas Blemish Balms asiáticas.

Chiffon BB Mousse de Skin 79: 23 euros

Encontré una a mi medida, como un vestido ligero cortado para mi piel. Más que una BB cream es una BB Mousse, así lo indica el envase: por fin sé lo que se siente al utilizar maquillaje en espuma. Una bruma refrescante de color vistiendo mi rostro. Un maquillaje tramposo, evanescente. Una capa de la invisibilidad que justo logra el milagro contrario, volvernos mucho más visibles..., pero con apariencia mejorada.

Desde la firma declaran que este producto en aerosol está formulado en frío para refrescar y calmar la piel, y que contiene un alto porcentaje de agua de glaciares y agua coral. Mirando bien la lista de ingredientes vemos que no posee siliconas ni derivados del petróleo, aunque sí aparece el alcohol denat.
A pesar de eso, a mí no me irrita este maquillaje sino todo lo contrario: fue creado para calmar la piel sensible, y protegerla con un factor treinta de protección solar. Y son promesas que se cumplen.

Textura y color de la BB Cream

La apariencia del producto es muy ligera y esponjosa, como inflada de aire. Me recuerda a la mousse de chocolate que hace mi tía Maite en Maestu, la noche que bajamos al campo a ver estrellas fugaces. Tiene un aspecto apetitoso, aunque desde luego no es de color cacao sino carne, y carne clara. Existe en un solo tono y me temo que no será apto para pieles muy morenas, aunque sí se ajusta a cutis claros y medios.

Hay que tener cuidado con el dosificador, ya que con un solo plump puede salir una nuez aún más grande que la que muestro en la fotografía. La buena noticia es que no manchará, ya que, al ser tan volátil, si se desliza no cae en la ropa sino que con un gracioso doble tirabuzón acaba directamente en el suelo: hablo por propia experiencia.
Lo mejor es depositar la esponjosa nuez en el dorso de la mano e ir trabajando el producto con los dedos en la piel, pues se convierte en un fluido fino pero con gran capacidad de agarre. Una sola capa aporta un brillo sano, dos capas ligeras superpuestas emulan el acabado de una base de maquillaje de cobertura media por lo menos.


Chiffon en mi piel

Queda muy bonita, un poco aspecto de muñeca de porcelana pero nada brillante, con el punto exacto de jugosidad. Quiero probar a llevarla matizada con los polvos de java de Bourjois, al ser un poco satinados formarán una pareja estupenda. Realmente calma la piel y no la ensucia: cuando la limpio por la noche se ve sana, respirando feliz.
La duración no es el punto fuerte de esta BB cream, a mí me aguanta unas cinco horas en perfecto estado pero no más. Sin embargo, es un placer aplicarla de nuevo al mediodía, para aportar una dosis de tratamiento a la piel en medio del páramo laboral y para protegerla de nuevo con su spf30.

3 de noviembre de 2013

Los Terminados (y repuestos) de Adaldrida: Octubre 2013

Cremas hidratantes, lociones limpiadoras y bases de maquillaje han volado de mi tocador a la velocidad de la luz en este mes de octubre que ya terminó... pero debo decir que ya tengo sustituto(s) para casi todo. Por lo tanto, esta crónica de un final feliz o triste es la puerta de muchas otras historias de amor cosmético..., y otras tantas reseñas.


Terminados Octubre 2013

1. Agua micelar Marine algae de Ziaja: es muy fresca y viene en un bote de color azul océano que aviva esa sensación de frescura; cuesta cuatro euros con noventa y cinco céntimos y no tiene siliconas..., es lo único bueno que puedo decir de ella. Limpiar, limpia pero poco, y pica en los ojos igual que un zumo de guindillas. No repetiré, sobre todo porque inmediatamente después probé la gozosa agua micelar de Lierac.

2. Loción limpiadora a la manzanilla de Essential´aroms: cuatro meses me ha durado esta joya de la cosmética, utilizándola casi a diario excepto en el mes de agosto. Aceite multiusos prodigioso que sirve para desmaquillar... y si no se tiene un tratamiento facial a mano, otra capa en la piel sirve de igual modo para hidratarla y calmarla. Su final me ha arrancado lágrimas de desconsuelo, pero cuando vuelva a Sevilla, en Adviento, repetiré con ella. Ahora estoy utilizando la manteca desmaquillante de camomila de The Body Shop que es magnífica.

3. Creme Fraiche de Beauté de Nuxe: el tarro está aprovechado hasta la última gota: durante los meses de agosto y septiembre mi piel resplandeció y se tranquilizó gracias a este clásico de la cosmética de parafarmacia francesa delicadamente re formulado. Es difícil que una crema que huela a flores de azahar y postre lácteo sea buena para la piel, pero es que por 29 euros esta crema  no solo me parece "buena" sino que es todo un oasis, la dosis diaria de spa que nuestro rostro necesita...

Repetiré sin dudar cuando termine las ¡dos! cremas hidratantes que estoy probando, a saber: Anew Clinica E-Defence de Avon, que le compré a la hija de mi asistenta y que está plagada de siliconas pero aún así me gusta por lo que la he bautizado como La Paradoja Cosmética,  y una crema absolutamente ecológicas que he descubierto últimamente: la hidratante de avena y aloe vera de Arnadi, comprada en la perfumería Acoris. Prometo post sobre ellas.

4. Maquillaje Double wear Light de Estee Lauder. Aún recuerdo el lanzamiento de esta base, los rumores y expectativas que causó y cómo la anunciaban en el desaparecido blog Bellezones que tanto echo de menos. Este maquillaje me ha acompañado desde el comienzo de su existencia: tiene siliconas pero muy pocas, y la cobertura, duración y acabado son inmejorables...
Repetiré en la primavera del Catorce, me chifla pero últimamente la estaba mezclando con crema hidratante para aligerarla, por lo que la he sustituido por la base Face & Body de MUFE, que también han mejorado en cuanto a formulación, y por mi primera BB Cream de Skin 79, de la que pronto hablaré.

5. Desodorante de almendra de Yves Rocher: no lo he terminado, lo tiro a la basura tras todo un mes de decepción. LLegar a casa a las dos del mediodía y comprobar que no huelo bien... habiéndome duchado por la mañana, me parece que es algo que no merezco. Cero aluminio, creo alcohol y cero eficacia. Mañana mismo corro al Bodybel a por mi añorado desodorante en crema Bily sobre el cual os he prometido, también, otro post.

¡Ya veis cuánta tarea tengo por delante!