9 de abril de 2016

Colección Zensibility de Catrice, reflexión potinguera..., y VLOG especial "En el gym"

No he adquirido aún ningún producto de la colección más "zen" de Catrice, por puro sentido de la contención y del no acumular a diestro y siniestro sin meditarlo antes, pero eso no es obstáculo para declarar en este espacio mi más rendida admiración.
La estética, los productos... todo en esta edición limitada nos lleva hacia la serenidad más absoluta, como en la escala neoplatónica en la que la belleza de los cuerpos es reflejo de la belleza de las almas, y ésta es sólo un destello de la belleza divina.

Zensibility de Catrice

Por eso he querido contemplar sus productos y mostrároslos aquí, sabiendo que seguramente no vayan a ser míos..., pero eso no significa que no merezcan la pena. Zensibility consta de una manta para brochas muy profesional, una brochita de párpados y un delineador en formato rotulador, un colorete sonrojado en textura polvo gel y los que para mí son los claros protagonistas: un cuarteto muy tentador y un rouge poderoso y novedoso.

Cuarteto Zensibility

El envase recuerda muchísimo a los famosos cuartetos de Mac, no así su precio. A primer tacto me parece que en la calidad sí que podrían medirse ambas firmas en esta ocasión. No es mi intención desmitificar la marca que ha creado un color tan glorioso como "Satin Taupe", pero todas sabemos que las sombras de Mac son irregulares y en cambio el precio es siempre el mismo: en "mi época", dieciséis euros la unidad. Ahora será aún más elevado.
Las cuatro sombras de esta paleta son muy pigmentadas, tienen pinta de ser duraderas, he probado su transferencia en el dorso de la mano y me ha vencido y convencido. Respecto al acabado, son bastante mates salvo una de ellas que es ligeramente satinada...

Cuarteto de la colección Zensibility

Encontramos un tono gris piedra que me entusiasma, y en solitario lo hubiera adquirido sin dudar, y tres blancos rotos, fríos, más o menos grisáceos o "acelestados"... y muy iguales, ése es el fallo que les veo.
Por otra parte, puede que sea justo ese parecido lo que hace que estos cuatro tonos sean tan armónicos e infundan tanta paz. Bien mirado, me parece una paleta perfecta para crear un maquillaje de oficina, y en ese sentido puede ser muy valiosa. Me gusta la idea de una sombra luz totalmente mate y blanca, al estilo del jumbo Milk de Nyx pero en polvo y con un matiz más piedra, como base para mis delineados matutinos. Creo que regresaré a Beautik...

Lacas de uñas/labial

Dos productos que sé a ciencia cierta que no voy a comprar, pese a su innegable belleza, son las lacas de uñas y el impresionante labial rojo. Las primeras son bellísimas, con un envase en formato tintero que cautiva, pero yo ya opto por manicura de gel o uñas desnudas y sé que las amontonaría en mi cuarto de baño.
El rouge tiene un formato impactante que a mí me evocó a un kajal árabe. Sirve para delinear y rellenar... a quien tenga maña, yo me siento incapaz de hacerlo. Se me hace difícil maquillar mis labios con este producto. Es demasiado mate para mí, aunque se vea con algo de brillo en mi boca, una vez seca se siente como un tatuaje, de hecho cuesta retirarlo muchísimo...

Rouge kajal de catrice

Cómo me cuesta...

Todo esto que para cualquier chica sumaría puntos positivos, a mí me incomoda.
Además llevo días jugando al "pito pito gorgorito" entre el Dragon girl de Nars y el Adora de Kat Von D, ¡como para añadir un tercer labial a la lista de deseos... cumplidos! Podríais decirme, "pero éste es barato..." Sin embargo tengo la sensación de que acumular no es bueno, independientemente del precio que se pague.

Y aquí viene la reflexión: ahora mismo no hay ningún rojo poderoso en mi tocador, porque terminé los de Mac que tenía, y si acabo haciéndome con el Adora o sucumbiendo a los encantos del Dragon Girl será porque vaya a dar mucho uso al elegido. Tendré un rojo ciertamente algo caro pero poderoso y muy útil.  En cambio, si "encima" me llevo también este artilugio porque "es novedoso", es "edición limitada" y "es barato", me siento como una niña comiendo chuches de forma compulsiva porque "es viernes y hay que aprovechar".  Algo que me ha sucedido muchas veces en el pasado y que ahora quiero controlar: el límite no lo impone el precio, sino el uso que vas a darle y la razón de la compra.

Y, a todo esto, cuando descubrí la colección yo iba en realidad camino del gimnasio...



En esta nueva entrega de la saga "Adaldrida´s Life" de mi canal de YouTube, vuelvo a mostrar mi realidad más cotidiana: comienzo por los potingues y mi poca maña al delinear, y acabo sudando (y mareando la cámara) encima de la elíptica, después de haber comprado un kilo de mandarinas.

17 comentarios:

  1. Wow esa paleta para diario me encanta, tienes razón.
    M.

    ResponderEliminar
  2. La paleta y el labial me han encantado.
    Ánimo con ese entrenamiento, a ver si puedes volver a entrenar a diario que sienta genial. Hay muchas distracciones de camino al gym...jajaja, que tentación!!
    Un besazo!

    ResponderEliminar
  3. El Adora tiene más producto, es más barato y tiene un tono más especial. A mí no me gusta nada ni el color ni el acabado pero, si a ti te gusta este pintalabios, creo que no hay duda en la elección.

    ResponderEliminar
  4. Anónimo, yo también lo creo, sobre todo por lo cómodo del formato tradicional y por el efecto metalizado que me tiene enamorá.

    Puede que ralentice un poco las publicaciones este mes... O no, tengo que pensarlo, porque por un lado estoy agobiada de trabajo pero por otro escribir en el blog me descansa mucho.

    ResponderEliminar
  5. Hola Rocio: me encantan tus vídeos.Haces que vivamos un poquito de tu vida en directo,jajaja.
    La paleta es muy mona, pero coincido contigo en que los tres colores son muy similares,eso sí , preciosos.
    besis
    Paqui

    ResponderEliminar
  6. ¡Ánimo con el gym! En cuanto veasa tu cuerpo tonificado no vas a poder dejar de ir jaja.
    Ellabial me ha parecido precioso.

    Un beso!
    El Tocador de Mia

    ResponderEliminar
  7. Que fuerza de voluntad para no comprarte un labial por ser bonito y barato!! jaja Yo tengo ganas de hacerme con algo de esa colección :)

    ResponderEliminar
  8. No me gusta ese rojo, es como que te apaga.

    ResponderEliminar
  9. Al fin tampoco voy a comprar la paleta porque como Mamixina creo que son tres tonos muy parecidos y lo puedo encontrar en sombra suelta, concretamente de Pierre René.
    El Coco, estoy 100% de acuerdo.
    Gracias a todos, me encanta que os gusten mis vídeos.

    ResponderEliminar
  10. Acuerdate que si empiezas en la cinta y no en la elíptica, tienes que estirar un poco más, que es más dura con las articulaciones y te queremos enterita y estupenda.

    Pues como siempre, niña, qué bien te quedan los rojos, es que es una cosa loca. La paleta de ojos es muy bonita, pero no sé si a las pieles claras esos tonos sin un oscuro no quedan algo anodinos... a mi al menos me quedan muy soseras.

    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La cinta me da miedo por eso, y la suelo usar más bien lo último, al revés del vídeo. Ayer descubrí y me estoy viciando también con las sentadillas.

      Eliminar
  11. Cierto Rocío, nos dejamos llevar por los precios, y luego acumulamos cosas en casa que realmente no aportan nada a lo que ya tenemos. Esta colección me parece muy "cuqui", pero es más de lo mismo. No le veo yo la innovación, ni que aporte un "plus" a nada. Pero es que tanto Essence como Catrice (que son hijas de los mismos padres) juegan con eso, con esa estética tan atractiva y tan chic, esos precios supercompetitivos y esa promesa de modernidad y aire fresco. Sin embargo, hay que separar la paja del heno. Hay joyas valiosas, pero hay también mucha paja en sus colecciones. Esta no me aporta nada diferente. Y ciertamente, si tienes que pintarte unos labios rojos como para que se fije todo el mundo, hazlo bien y apuesta a lo grande. Nars sin duda, y ...lo sabes Rocío, jejejeej

    ResponderEliminar
  12. Me ha gustado mucho la colección, sobretodo la paleta y el labial, aunque no creo que pique con nada.
    Yo te animo a que le eches un ojo al dragon girl de Nars, lo tengo y lo adoro y he de decir que al principio cuando el boom de este labial le cogí manía y no lo quería, hasta que en el stand me ofrecieron probármelo y tuve que comprarlo!
    Un besote!

    ResponderEliminar
  13. Ya hay que tener fuerza de voluntad para resistirse a esa tienda de chuches, ¡qué graciosa la tienen y qué nombre tan tuyo!

    ResponderEliminar
  14. Veo que la paleta tiene tonos muy parecidos, el labial me gusta, pero seguro que tengo alguno así por casa

    muackss!!

    ResponderEliminar
  15. Haces bien en reflexionar sobre si los necesitas o no... El labial te queda bien pero ese formato es rarito, yo tampoco sé si me apañaría con él.
    Un beso.

    ResponderEliminar

Habla ahora o calla para siempre...