19 de octubre de 2016

La tentación vive en... Rimmel London: "nuevo" maquillaje Fresher skin, todo un deja vù

Hace unos días he podido vivir un emotivo, entrañable reencuentro, después de más de quince años de espera. Sí, porque los chicos de aquella primera edición de un vanguardista programa musical volvían a reunirse ante las cámaras, y todos los ojos españoles, empañados en lágrimas, vivieron pendientes de un hipotético resurgir de aquella historia de amor que nos alegró primero y entristeció después a todos...

A qué me recuerda este tarrito mágico...

... O no.
En serio, yo ni siquiera tengo televisión así que no sabía que Bisbal y Chenoa nos tenían pendientes de un hilo, pero ayer viví mi propio y emocionante reencuentro: descubrí el maquillaje Fresher Skin de Rimmel, en tarrito y en formato gel, que en un segundo me llevó de la mano a mis veinte años, cuando usaba y abusaba de una base de maquillaje en mousse adictiva para mí y que, triste y previsiblemente, acabaron retirando: Cool Matte de Rimmel London.
Qué sensación. Qué recuerdos: frescor a raudales, pureza, un acabado de melocotón en la piel. Era el paraíso de las bases low cost. Kate Moss saludaba desde su cartel promocional, a golpe de retoques y sonrisas... y de repente todo terminó. Por qué, Rimmel, por qué. O también podríamos decir: ya está bien, Rimmel, ya está bien.

INCI

Pero ha vuelto. Con otra modelo para publicitario y el envase de otro color, un aguamarina que  enamora, aunque sigue conservando el formato tarro de boca ancha, tipo crema hidratante, tan cómodo como poco higiénico... Pero el interior es el de siempre: he vaciado una gota de producto en mi piel y... ¡menudo flashback viví! La misma sensación de frescor y ligereza en la piel. La misma tez fresca e impoluta al aplicarlo. Y además en el dorso de la caja se detallan los ingredientes y son amor. Hay química, claro que sí, el maquillaje fluido necesita química, pero no hay siliconas oclusivas, alcoholes ni parafinas evidentes y en cambio hay glicerina y ¡arcilla! en un lugar destacado de la fórmula.

Riyal blush

Para terminar de redondear la golosina, que además cuesta menos de ocho euros, Rimmel ha lanzado unos coloretes en crema como de juguete, ideales para llevar en el bolso, y aunque se cumplió escrupulosa la potidieta, ¿adivinan quien babeaba ante este melocotón fresco y radiante?

11 comentarios:

  1. Buenos días, una preguntita: si es en gel y viene botecito, ¿no será complicado sacarlo y dosificarlo?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un tarro de boca ancha, Lucía. Trae también una esponja tipo Beauty blender pero por el precio supongo que es puro látex.

      Eliminar
  2. Me tientas con la base, aunque tengo (no pocas) por gastar.
    Muy bueno ese guiño al empalago operaciontriunfesco.
    BESOS!

    ResponderEliminar
  3. Esos coloretes tengo que verlos en directo. El rosado me llama mucho la atención.
    Besos!

    ResponderEliminar
  4. Esto de sacar productos al cabo de los (muchos) años debe ser un chollo para las marcas, aunque me alegro que te reencontraras con un amor del pasado. No es la base que busco, pero tengo una muestrecita que venia en una revista, asi que la probare :)
    Besos!

    ResponderEliminar
  5. El colorete ese rosa me hace ojitos.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  6. Parece que la base tiene bondades varias, le echaré un ojo en vivo. Me sacaste una buena carcajada al inicio de la entrada ;p.

    ResponderEliminar
  7. oye que pintaza que tienen ambos productos aunque a mi me ha tentado más el colorete. Bess

    ResponderEliminar
  8. Qué buena pinta . Yo soy de las que esperaban ese encuentro Bisbal Chenoa y me quedé plof.
    M.

    ResponderEliminar
  9. Ese maquillaje ya lo tengo fichado para cuándo pida a Primor online y el colorete lo veo precioso aunque tengo tantos que me lo tengo que pensar.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  10. Tiene varios aceites naturales y en general parece majeta, no está mal del todo el INCI (para lo que suele haber por ese precio). Apañada la base.

    Besotes

    ResponderEliminar

Habla ahora o calla para siempre...